UCCL ha puesto de manifiesto la difícil situación que vive el ovino de leche y de carne de Castilla y León, ante la falta de rentabilidad en sus explotaciones ganaderas a consecuencia de los bajos precios de venta de sus productos.

La Unión de Campesinos de León (UCCL) durante la Asamblea informativa en Toral de los Guzmanes, sobre la situación de crisis del Sector Ganadero, congregó a un alto número de ganaderos de ovino de carne y de leche, quienes reclamaron que se ponga en marcha medidas eficaces en aras de abordar la difícil situación de este sector productor.

Abogan por crear una Mesa del Sector y potenciar la Marca de Calidad “Queso Castellano” con un porcentaje mínimo de leche

Desde la organización agraria se resalta que el ovino de leche está atravesando un momento de crisis motivado en su mayoría a una disminución del precio de la leche que perciben los ganaderos en el último año, con una bajada de un 17,1% en diciembre de 2016 respecto al 2015 a nivel nacional, mientras que Castilla y León ha experimentado una caída en el precio de la leche aún más pronunciada con una bajada del 21,5%.

Los ganaderos de ovino de leche y de carne «difícilmente pueden aguantar mucho tiempo está situación de pérdida de rentabilidad en sus explotaciones», asegura, por lo que esta organización agraria reclama que se ponga en marcha mecanismos que eviten la venta por debajo de los costes de producción en el sector productor y solucionen el problema de precios, «que es lo que arruina al sector».

Por ello, es necesario establecer relaciones contractuales que garanticen la sostenibilidad del sector y la rentabilidad de todos los agentes de la cadena alimentaria en igualdad de condiciones, mediante la creación de una mesa en el que se encuentre presente la industria, la distribución y las cooperativas con la presencia de la administración que permita la negociación y la formalización de contratos a medio plazo que prohíban la venta por debajo de costes de producción.

Asimismo  consideran fundamental, para evitar las bajadas de precio tan acusadas que se están produciendo en esta comunidad, potenciar la Marca de Calidad “Queso Castellano” y poner en marcha el proyecto que ampare exclusivamente esta marca a los quesos elaborados con un porcentaje mínimo de leche de oveja del 100%. » Esta nueva figura permitirá incrementar las ventas y el consumo de este producto, tanto dentro como fuera de la Comunidad y conllevará un incremento de precio pagado al productor». Asimismo, se propone que se incremente el porcentaje mínimo al menos el 25% de leche de oveja presente en los quesos de mezcla.