El Consejo de Ministros, a propuesta del Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco), ha aprobado un acuerdo por el que se declara la adjudicación por procedimiento de emergencia para contratar un servicio de coordinación de medios aéreos y análisis y monitorización de incendios forestales.

La contratación del servicio de coordinación tendrá un importe máximo de 1.688.386 euros y ha sido adjudicada a la Unión Temporal de Empresas Eliance Aviation- Heligrafics, según informa un comunicado del Miteco.

Este dispositivo está formado por cuatro aviones de coordinación y observación, que actuarán durante toda la campaña de verano.

Estas aeronaves son de gran utilidad en la extinción de incendios, ya que permiten disponer de información detallada del fuego en todo momento.

Además, también entrarán en funcionamiento siete Unidades Móviles de Análisis y Planificación (UMAP), que permiten mejorar la capacidad de coordinación desde tierra.

La contratación de estos mediospor procedimiento de emergencia  es de «capital importancia», ya que no disponer de este dispositivo de monitorización supone «un grave peligro para la seguridad de las operaciones de extinción en las que interviene un número elevado de aeronaves».

El Miteco cuenta con una flota de 69 medios aéreos para la extinción de incendios -18 aviones anfibios Cl-215T y CL-415, 4 helicópteros de vigilancia, 8 helicópteros bombarderos Kamov, 10 aviones de carga en tierra AT-802, 6 aviones anfibios AT-802FB, 19 helicópteros medios de transporte de brigadas, 4 aviones de coordinación y observación (ACO)-, que se suman a los 190 medios que contratan las Comunidades Autónomas. Este elevado número de recursos hace necesario «garantizar una adecuada coordinación de las actuaciones de extinción».

Este amplio despliegue responde al régimen de incendios de España, caracterizado por un máximo absoluto de superficie quemada durante los meses de julio y agosto y al máximo relativo durante el mes de marzo.

Por otro lado, el cambio climático provoca que se extiendan los periodos de máximo riesgo, algo que se está empezando a constatar en las últimas campañas de verano, en las que se han registrado grandes incendios forestales durante el mes de junio.

Asimismo, el Consejo de Ministros ha dado también luz verde al acuerdo por el que aprueban las actuaciones de emergencia para la recuperación medioambiental del área afectada por el incendio forestal de Arico (Tenerife) por un importe máximo de 300.000 euros.