A pesar de que este año la COVID-19 ha frenado las expectativas de crecimiento y, como consecuencia de muchas de las inversiones previstas, el GDR del Litoral de la Janda y de Los Alcornocales se sigue configurando como un territorio resiliente y con vocación de futuro, hasta el punto de que finaliza el año con un 69% de compromiso de los fondos públicos asignados a su Estrategia de Desarrollo Local.

Desde que en 2017 se aprobase por parte de la Junta de Andalucía la “Estrategia de Desarrollo Local del Litoral de la Janda: Compromiso con la innovación y la sostenibilidad” se han puesto en marcha tres convocatorias de ayuda. Una primera a finales de 2017 y principios de 2018, una segunda a finales de 2018 y principios de 2019, ambas ya resueltas definitivamente por este GDR, y una tercera que en estos momentos mantiene la ventanilla abierta hasta el próximo 19 de enero de 2021. Para bien entrado este año 2021 está prevista, por lo menos, una nueva convocatoria de ayudas, lo que permitirá incrementar y agotar los fondos públicos asignados.

La gestión de las dos Convocatorias de ayuda 2017 y 2018, ya cerradas y resueltas, actualmente en pleno proceso de ejecución de las inversiones aprobadas, arrojan datos prometedores, a pesar de que los efectos de la pandemia se han dejado notar en las inversiones previstas y en el espíritu y ganas de emprender de muchas personas beneficiarias de las ayudas en el territorio.

Al cierre de este año, la cifra de fondos públicos comprometidos para su Estrategia de Desarrollo Local con cargo a la submedida 19.2 de la EDL del Litoral de la Janda, en el marco del PDRA 2014 – 2020, con solo dos Convocatorias de ayudas para la presentación de proyectos, arroja más de un 69% de compromisos de fondos públicos sobre el total asignado: 2,92 millones de euros sobre un total de 4,23 millones de euros. En total son 88 expedientes los que mantienen actualmente su condición de personas beneficiarias, estando otros 7 como suplentes.

 La Convocatoria de ayudas 2017 se encuentra en estos momentos con algo más de un 82% de compromisos (1,81 millones de euros sobre 1,92 millones de euros y 56 expedientes activos) y la de 2018 con un 68% de compromisos (1,11 millones de euros sobre 1,63 millones de euros y 32 expedientes activos), todo ello a pesar de las renuncias y no aceptaciones de ayudas concedidas, así como de las certificaciones a la baja como consecuencia de una menor inversión.

Los remanentes de ambas convocatorias se espera que se puedan utilizar en la próxima convocatoria de ayudas prevista. Los municipios de Vejer y Conil de la Frontera se configuran como los municipios más activos de ambas convocatorias, con una mayor nivel de inversión y ayuda concedida.