La consejera andaluza de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural, Carmen Crespo, ha participado en la celebración de la vigésima edición del Día Internacional del Cooperativismo, que ha tenido lugar en el Auditorio Municipal de La Mojonera. Crespo ha puesto en valor la importancia del cooperativismo agroalimentario andaluz  con 660 entidades que suponen el 6% del Producto Interior Bruto de la comunidad autónoma.

Carmen Crespo ha destacado la contribución de las cooperativas a la economía, así como su apuesta por la innovación y seguir avanzando. Al respecto, ha recordado los 60 millones de euros que recibieron 35 Organizaciones de Productores de Frutas y Hortalizas (OPFH) de la provincia de Almería el pasado año y que convirtieron, con inversión propia, en 120 millones de euros de volumen de negocio.

Crespo ha agradecido a Coexphal su colaboración con la Consejería en la puesta en marcha del Polo de Innovación, concretamente del Instituto Mixto donde, como ha explicado la consejera, «vamos a aunar la investigación pública y privada para ponerla al servicio del sector agrícola y propiciar que siga superándose en materia de innovación».

RECHAZO A LA LEY DE RESTAURACIÓN DE LA NATURALEZA POR SU IMPACTO EN LA REDUCCIÓN DE LA SUPERFICIE AGRARIA

Otro eslabón importante del Polo es la Plataforma de Comercialización, en la que también está colaborando el sector, con aportación de datos fundamentales para conseguir su objetivo, como es el de mejorar la planificación de las campañas hortofrutícolas para, así, como ha asegurado Crespo, «evitar o minimizar los picos de sierra en cuanto a rentabilidad que son tan comunes en el campo».

La consejera de Agricultura ha aprovechado su participación en la jornada para mostrar su rechazo al contenido de la Ley de Restauración de la Naturaleza que ha aprobado el Parlamento Europeo. A su juicio, «no nos pueden pedir reducciones del 20% de superficies agrarias. Hemos demostrado que somos líderes en sostenibilidad y no pueden seguir pidiéndonos más con menos».

Además, Crespo ha criticado la intención de la Comisión Europea de seguir limitando la utilización de productos fitosanitarios y ha dejado claro que «nuestros agricultores están alimentando a 500 millones de europeos con productos que son saludables y de la máxima calidad».

En el caso de la comercialización del cooperativismo agroalimentario andaluz, Crespo ha felicitado al sector por seguir avanzando en la concentración de la oferta, a la par que ha explicado que «es fundamental que la OCM de Frutas y Hortalizas contribuya a mejorar la comercialización». La consejera también ha abogado por que la Presidencia Española del Consejo de la Unión Europea sirva para aprobar las cláusulas espejo en los acuerdos comerciales con terceros países para, así, como ha reseñado, «evitar la competencia desleal y favorecer la soberanía alimentaria comunitaria».

Para la consejera de Agricultura, «el contar con un sector hortofrutícola competitivo es fundamental para propiciar el relevo generacional en el campo», una competitividad que, a su juicio, «lastran las normativas y fiscalidad vigentes, así como la última reforma laboral».

Finalmente, Carmen Crespo ha hablado de agua, en concreto de la necesidad de «no desdeñar ninguna fuente hídrica para mantener lo que tenemos y propiciar crecimientos futuros». La consejera ha lamentado los escasos fondos que prevé el Next Generation para el agua y considera que «la Comisión Europea tiene que actuar para auxiliar a España en materia hídrica».