Juan de Dios Hernández / Director Gerente Export – Import DIALI y miembro de la Junta Directiva de ASAJA Murcia

El sector del limón y pomelo español es, sin lugar a dudas, un referente para la economía agroalimentaria española. Sin embargo, los profesionales del sector productor echamos de menos una interprofesional que defienda verdaderamente los intereses de los productores, que son esenciales y fundamentales, para nuestro colectivo.

No podemos permitir ni consentir la actual competencia desleal que se está produciendo en la Unión Europea por parte de países terceros como Egipto, Marruecos, Sudáfrica, etcétera, pues compiten deslealmente cometiendo un verdadero “dumping social”, y nos están arrebatando nuestra hegemonía comercial en el mercado europeo. Tampoco podemos entender ni comprender la pasiva postura de las autoridades europeas que debería aplicar una política comercial en defensa de los intereses de sus socios comunitarios, aplicando algún tipo de aranceles a las producciones de terceros países, que están inundando de forma constante nuestro mercado europeo.

Por todo lo expuesto anteriormente, no aceptamos ni tampoco comprendemos porque se ha constituido la Asociación Mundial de los Cítricos, pues no podemos estar en una entidad de estas características con nuestros grandes competidores, que no están jugando de manera limpia en la comercialización en los mercados internacionales. Al mismo tiempo, tampoco entendemos el enorme interés de la Asociación Interprofesional del Limón y Pomelo en impulsar y formar parte de esta asociación, que, a mi juicio, está perjudicando al sector productor – comercializador.

Tenemos que ser conscientes de que el sector de limón y pomelo en España necesita UNIDAD, COHESIÓN, y generar una verdadera IMAGEN DE MARCA, para poder ganar mayor hegemonía comercial en los mercados, y debemos trabajar también en recuperar otros mercados como Rusia, que ha sido un excelente mercado para el limón español. Necesitamos que el sector del limón siga siendo un REFERENTE A NIVEL MUNDIAL, y tenemos que impulsar la MARCA ESPAÑA en nuestros limones y pomelos, pero NUNCA favorecer los acuerdos con países terceros que no están haciendo tanto daño “comercialmente hablando” y que están “arruinando” a los agricultores.

Estamos convencidos tanto en lo que respecta a la comercialización y producción, que todos estos factores nos van a afectar a nuestros intereses en general.

Al mismo tiempo, exigimos a la Unión Europea que se intensifiquen los controles fitosanitarios en las fronteras, para evitar que puedan entrar en territorio europeo plagas y enfermedades que procedan de estos países, mencionados anteriormente.

Queremos una Interprofesional de Limón y Pomelo que “luche con uñas dientes” por los intereses de sus productores, y no sucumba “a los cantos de sirena” de países que son nuestra competencia desleal como Sudáfrica, Egipto o Marruecos.

No vamos a consentir ni permitir por más tiempo que “se juegue con el pan de nuestras familias”, y por tanto, debemos recuperar la cuota de mercado en la propia Unión Europea, que nos han arrebatado estos países indicados anteriormente.

Estoy convencido de que una interprofesional es una entidad fundamental para vertebrar el sector del limón y pomelo, pero queremos que la misma valore y dé prioridad a los agricultores, porque la agricultura es nuestro MAYOR TESORO, y los agricultores nuestro MEJOR AVAL.

Es evidente, que tenemos dos factores importantísimos como es la CALIDAD y SEGURIDAD ALIMENTARIA, pero necesitamos que la Unión Europea mire “por nuestros intereses” como SOCIOS EUROPEOS PREFERENTES, ya que cumplimos “a raja tabla” todas las exigencias que nos marca la Unión Europea en Trazabilidad y Exigencias en cuanto a Tratamientos, calidad y Seguridad Alimentaria. No es de justicia que se favorezca las importaciones de terceros países. ¡¡Es inadmisible y no se puede tolerar por más tiempo!!