Dcoop ha iniciado la recolección de almendra para la campaña 2022 con una previsión de cosecha de 25,2 millones de kilos en cáscara, dato superior al de la temporada pasada, cuando fue de 21,43 millones de kilos.

“Es una campaña que no ha estado exenta de dificultades. Empezó el año con unas fuertes heladas que mermaron la producción de manera importante, fundamentalmente en Castilla – La Mancha y otras zonas de sierra en Granada o Córdoba. Lo que nos hacía pensar que la producción se iba a ver mermada, gracias a la entrada de nuevas plantaciones y de la incorporación de nuevos socios en Dcoop, nos hace ver, no solo que la cosecha no se va a haber reducida, sino que la vamos a ver incrementada en la campaña”, ha explicado Rafael Sánchez de Puerta, director general de Dcoop.

INVERSIÓN CERCANA A LOS 20 MILLONES DE EUROS

Asimismo, Dcoop está apostando por la búsqueda de valor añadido a la campaña de almendra de sus socios. Desde que se iniciasen las obras en la planta de Villarrubia (Córdoba) en 2018 se ha invertido un total de 17,94 millones de euros, de los que 8,40 millones pertenecen a trabajos realizados este año.

De esta manera, la primera inversión, en 2018, fue de 1,91 millones de euros con los que se instalaron silos para mojado de almendra, además de una línea de recepción y de partido de este fruto seco. Un año más tarde, con cerca de un millón de euros, se avanzó con un secadero, una línea de limpieza y cribado de almendra con piel y una pala cargadora.

El año pasado la cooperativa de segundo grado desembolsó 6,67 millones de euros para 12.800 metros cuadrados de naves para almacenamiento y refrigeración de almendras, línea de recepción, limpieza y descapotado, así como una instalación fotovoltaica. Por último, los 8,40 millones de este año se destinan para una nave de procesado de 7.000 metros cuadrados y oficinas, instalación fotovoltaica, además de una línea de partido de 10.000 kilos/hora, línea de secado/enfriado de 3.000 kilos por hora, así como una línea de cuatro selectoras ópticas.

Con todo esto, la planta cuenta con maquinaria de partido, selección, clasificación y empaquetado de grano. Además, las instalaciones de Dcoop en Villarrubia tienen un almacén para guardar almendra en cáscara en 18 compartimentos y para la clasificación por variedades, así como refrigeración con capacidad para tres millones de kilos de almendra en grano.