El Gobierno ha dejado claro que no quiere aprobar una prórroga nacional del periodo de solicitudes de la PAC, sino que solo lo aceptará de aquellas CCAA que lo soliciten formalmente. De momento Aragón y Asturias son las únicas que ya van  ver cómo se amplia su periodo, pero la lista de organizaciones agrarias de toda la geografía nacional que se quieren sumar a este retraso va subiendo. A las reclamadas desde Castilla-La Mancha y Extremadura, se ha sumado esta semana Castilla y León y Andalucía, que piden ampliar ese periodo de solicitudes de la PAC.

Desde ASAJA-Andalucía ya se ha instado a la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural a realizar las gestiones pertinentes y solicitar al Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, la ampliación del periodo de solicitudes de la PAC 2018 en, al menos, quince días más.

La falta de agua ha retrasado las declaraciones de los agricultores

Como ha explicado la organización agraria a la Consejería de Agricultura, en esta nueva campaña de solicitudes de ayudas PAC, cuentan en Andalucía con una novedad importante: la integración para la captura de solicitudes PAC y para las alegaciones SIGPAC 2018 en la herramienta informática que viene desarrollando el FEGA desde el año 2015, conocida como SGA-Captura.

Desde ASAJA-Andalucía se valora esta apuesta como un paso positivo hacia una mejora en la gestión por parte de las administraciones, así como una mejor coordinación y simplificación administrativa, si bien es cierto que este cambio ha supuesto un gran esfuerzo por parte de todos, principalmente de los técnicos de los puesto de captura, que han tenido en poco tiempo que adaptarse a trabajar con este sistema

Asimismo, la ampliación del plazo se haría necesaria porque muchos agricultores, con motivo de la falta de agua a inicio del plazo de solicitudes PAC, han esperado hasta el último momento y es ahora cuando están acudiendo a hacer la declaración en función de sus planes de siembra, gracias a las lluvias acaecidas en el mes de marzo.

Además, en provincias como Jaén, donde hay un elevado número de declaraciones de aparcería, no han podido empezar hasta mediados de marzo este tipo de declaraciones y está siendo muy tediosa la confección de este tipo de solicitudes, lo que conlleva mayor tiempo en la confección de las mismas.

En Castilla y León muchos agricultores aún no saben ni qué sembrar ni cuándo podrán hacerlo

Desde la Alianza UPA-COAG también han solicitado a la Consejería de Agricultura de la Junta de Castilla y León que proceda a realizar las gestiones necesarias ante el Ministerio con el fin de que también se autorice para esta región una ampliación del periodo de solicitudes de la PAC hasta, como mínimo, el 21 de mayo de 2018, inclusive.

La presente campaña agrícola 2017/2018 se está viendo caracterizada muy especialmente por las adversas condiciones climáticas que están afectando a la mayor parte de las comarcas de la Comunidad Autónoma. Si en un principio fue la generalizada escasez de precipitaciones registradas desde que diera comienzo la campaña el pasado mes de septiembre unida a la más que preocupante situación de las reservas hídricas en los embalses de la cuenca del río Duero la que condicionó las decisiones de siembra de los principales cultivos de primavera (principalmente girasol, maíz y remolacha), en las últimas semanas está siendo el fenómeno opuesto, es decir, el exceso de lluvias, lo que impide entrar a sembrar cultivos como principalmente la remolacha, el maíz o las patatas. Y ello a tal punto que no son pocos los agricultores que aún no saben qué cultivos sembrar en tanto el tiempo no les de una tregua.

Por otro lado, habría que sumar los problemas técnicos con la aplicación informática que permite tramitar la PAC, acontecidos principalmente en la primera mitad del plazo habilitado para la solicitud.

Ante esta situación, se está acumulando un considerable retraso en la tramitación de las solicitudes PAC en espera de que los agricultores puedan acabar de concretar cuáles son sus decisiones finales de cultivo; retraso que, ante el adverso pronóstico del tiempo en este sentido, no parece que la situación vaya a resolverse en las próximas fechas.

Según información de la propia Dirección General de Política Agraria Comunitaria  de Castilla y León se llevan tramitadas unas 40.000 solicitudes en dos meses y medio, por tanto, en aproximadamente dos semanas que restan de plazo deberían presentarse aún otras aproximadamente 35.000 solicitudes (en 2017 se presentaron 75.000).

UPA-UCE se suma a reclamar a la Consejería extremeña que se amplíe l periodo de solicitudes de la PAC

También UPA-UCE Extremadura se suma a otras voces de la región para reclamar la ampliación del plazo para presentar las ayudas de la PAC, ya que el programa no empezó a funcionar hasta el 1 de marzo a pesar de que el plazo se inició a principios de febrero y ha pedido a la Consejería de Agricultura de la Junta de Extremadura que prorrogue la solicitud hasta el 15 de mayo. La ampliación garantizará tiempo suficiente para realizar las solicitudes de ayudas más importantes para el campo extremeño.

“Contamos con apenas 15 días para que finalice el plazo y solo hay un 40% de solicitudes presentadas, por lo que hay una gran inquietud en el sector y creemos que no se podrán tramitar todas dentro del plazo establecido”, explica su secretario general, Ignacio Huertas.

Además, se han llevado a cabo actuaciones para mejorar el programa e introducir herramientas nuevas que, por un lado han facilitado la tramitación, pero también han provocado un retraso importante hasta que han funcionado con normalidad. Entre las actuaciones que podemos destacar se encuentran la posibilidad de ver los solapes en las declaraciones gráficas cuando se realiza la solicitud, el ajuste del 100% en los planos y la actualización del registro ecológico a través de la solicitud, entre otros.