La superficie sembrada de cereal de otoño-invierno en España para la campaña 2021/22 es de 5,56 millones de hectáreas, un 0,2 % menos que en la anterior temporada, y la última estimación de la producción de lechuga la sitúa en 999.700 toneladas (-0,5 %).

Así se desprende del último Avance de superficies y producciones de cultivos difundido por el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA), que actualiza a 31 de enero de 2021 con los datos de las diferentes comunidades autónomas.

En el sector de cereales, Agricultura detalla que el mayor incremento se produce en el triticale (+3,4 %, 266.200 hectáreas), seguido del trigo blando (+1,8 %, 1,68 millones ha) y que existen descensos en centeno (-3 %, 132.900 ha), cebada (-1,6 %, 2,71 millones ha) y trigo duro (-1 %, 248.600 ha).

En los cereales de primavera-verano, los últimos avances de producción de la cosecha 2020 reflejan, en relación a la campaña anterior, moderados recortes en maíz (-1,5 %, 4,12 millones de toneladas), sorgo (-1,5 %, 24.800 t) y arroz (-0,6 %, 783.300 t).

Los cálculos del MAPA sobre la cosecha de hortalizas 2020 apuntan un aumento del volumen de coliflor (+9 %, 214.200 toneladas), espinaca (7,8 %, 85.400 t), brócoli (6,3 %, 565.300 t) y alcachofa (+2 %, 210.600 t), frente a la caída de la producción de lechuga, que baja del millón de toneladas.

En frutales, la estimación de producción 2020/21 desciende para el aguacate (-0,6 %, 97.200 toneladas).

La producción de cítricos repunta esta campaña en todas sus categorías, sobre todo en mandarina (+28,6 %, 2,35 millones de toneladas), pero también en naranja (+1,3 %, 3,32 millones t), limón (+14,2 %, 1,06 millones t) y pomelo (+12,9 %, 79.700 t).

En cuanto a producción de aceite de oliva, calculan 1,56 millones de toneladas (+40,2 %) y a la de vino y mosto, a 46,55 millones de hectolitros (+23,4 %).