Los autónomos, así como las pymes, empresas y cooperativas agrarias, que solicitaron financiación con aval del Estado, tendrán ahora hasta tres años más para devolver los préstamos con aval del ICO, garantía del Instituto de Crédito Oficial (ICO), según han avanzado a Efeagro fuentes del Ejecutivo nacional.

El Gobierno anunció el pasado fin de semana que tiene previsto aprobar en el Consejo de Ministros de este martes nuevas medidas de apoyo a empresas y autónomos, entre ellas la inclusión de bonificaciones y extensiones de los períodos de carencia y amortización de los créditos concedidos por el ICO para hacer frente a la pandemia de coronavirus.

La vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, explicó que estas medidas han de permitir evitar que empresas «perfectamente viables» acaben cerrando por problemas de solvencia causados por la caída transitoria de la actividad.

A falta de que se concreten los detalles, las principales ideas del Ejecutivo, explican a Efeagro fuentes cercanas, son implantar nuevas carencias a esos préstamos, que alivien la carga financiera al no tener que pagar principal, y además dar la posibilidad de extender en tres años más el plazo de devolución lo que, de facto, vuelve a reducir la carga financiera.

Más del 30% de los préstamos con aval del ICO tienen un plazo de devolución inferior a 4 años, que ahora, siempre que la situación de la empresa lo permita, podrá alargarse hasta 3 años más.

Los avales del ICO jugaron un papel clave para proveer liquidez al tejido empresarial tras el estallido de la pandemia y hasta el pasado 11 de noviembre habían servido para conceder 876.000 préstamos, el 98 % de ellas a pymes y autónomos, por un importe avalado de 81.787 millones de euros. Estas medidas han permitido movilizar financiación por más de 107.600 millones de euros.