La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible ha desplegado una batería de medidas para proteger al sector agrícola y ganadero andaluz de los efectos de la sequía. Así lo ha destacado este martes 3 la consejera, Carmen Crespo, a los integrantes de la Mesa de Interlocución Agraria -Asaja, COAG, Cooperativas Agroalimentarias y UPA- reunida para abordar distintos asuntos de interés para el sector de cara al nuevo curso que acaba de comenzar.

Crespo ha remarcado las actuaciones puestas ya en marcha por la Consejería para paliar el impacto del estrés hídrico, entre ellas la autorización temporal y excepcional de uso de alimento convencional para el ganado ecológico, que fue acordada con el sector en la reunión celebrada el pasado 2 de agosto con el secretario general de Agricultura, Ganadería y Alimentación, Vicente Pérez.

Además, la consejera ha resaltado que su departamento está trabajando para incrementar en un millón de euros las ayudas para la contratación de los seguros agrarios hasta alcanzar los 10,7 millones de euros o para el establecimiento de ayudas de mínimis a fin de compensar los gastos de alimentación del ganado, así como subvenciones directas para la adquisición de depósitos y la construcción de abrevaderos para facilitar el acceso de los animales al agua.

Le hemos planteado a las organizaciones agrarias la batería de medidas con lo que estamos haciendo y lo que podemos hacer para mitigar los efectos de la sequía desde una apuesta clara por una interlocución permanente con el sector”, ha explicado, tras señalar que hay otras medidas que competen a la Unión Europea, como es el aumento de los anticipos de pagos de la PAC hasta el 70% en vez del 50% que ya tiene vía libre.

Crespo también ha trasladado a las organizaciones agrarias las actuaciones desarrolladas por su Consejería en el marco del Plan de Acción para hacer frente al Brexit y que han tenido como ejes principales la prevención de dificultades en las aduanas, la implantación de ayudas para los sectores afectados y la promoción de los productos andaluces en el Reino Unido.

A este respecto, la consejera ha apuntado que el plan diseñado por Agricultura está sirviendo de base para el grupo de trabajo creado en el Gobierno andaluz, junto a las demás consejerías, para afrontar la salida del Reino Unido de la Unión Europea y reducir el impacto de esta decisión en los sectores estratégicos de la comunidad.

Por otro lado, Crespo ha sido tajante al afirmar que “Andalucía necesita una PAC fuerte que responda a las necesidades de nuestro territorio”, si bien ha lamentado que la falta de gobierno tanto en España como en Europa “no está permitiendo que podamos avanzar en una PAC post 2020 que es fundamental para el futuro de Andalucía”.

Seca de la encina

Por último, la consejera ha informado, al margen de la bateria de medidas por la sequía,  a las organizaciones agrarias de la puesta en marcha de los equipos de diagnóstico de la seca de la encina que se encargarán de dar “asistencia técnica y proactiva” a los propietarios de dehesas, con el objetivo de minimizar daños, evitar su dispersión y ofrecer un asesoramiento integral ante una de las principales amenazas para la supervivencia de las encinas y alcornocales de Andalucía.

Crespo ha incidido en que la puesta en funcionamiento de estos equipos “con técnicos cualificados y especialmente formados en la podredumbre radical de los quercus” hará posible plantear una solución integradora de apoyo a los propietarios de dehesas, ofreciéndoles un servicio de diagnóstico y recomendaciones para corregir o reducir el problema.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here