El proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2018, presentado este martes 3 abril, asigna 7.511 millones de euros para las políticas de “Agricultura, Pesca y Alimentación” -gran parte procedente de la Unión Europea (UE)- lo que supone un incremento del 1,3 % respecto a 2017.

Un 91 % de los programas presupuestarios agrícolas, ganaderos y pesqueros son financiados con fondos de la Política Agrícola Común (PAC) o de la Política Pesquera Comunitaria.

Dentro del proyecto de PGE por secciones, el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente (Mapama) tiene una dotación de 1.789 millones de euros en 2018, lo que representa un incremento del 3,5 % en comparación con el ejercicio anterior.

Las inversiones del Mapama disminuyen levemente, en un 1,2 %, hasta los 764 millones de euros, y tendrán como destino principal las infraestructuras hidráulicas.

Las subvenciones a la producción agraria con aportaciones financieras de la Unión Europea (UE) ascenderán a 5.706 millones de euros en 2018.

Asimismo, el Ministerio dispondrá de 1.234 millones para el desarrollo rural, cifra levemente superior a la del ejercicio de 2017 (+1,7 %).

En este capítulo, destacan las transferencias a las autonomías y empresas privadas cofinanciadas con fondos europeos y canalizadas por el Fondo Español de Garantía Agraria (1.098 millones) y por la Dirección General de Desarrollo Rural y Política Forestal (106 millones), que subirán en relación a 2017.

Para prevención de riesgos (agrarios, pesqueros o acuícolas), el proyecto de PGE fija 216 millones de euros en 2018, de los que 211 se destinarán al Plan de Seguros Agrarios, lo que significa mantener sin cambios las cifras correspondientes a las cuentas de 2017.

el PGE incluye unos créditos de 123 millones de euros para competitividad y calidad de la producción agraria

Para la política de regadíos, el Ministerio dispondrá de 59 millones de euros (39 para inversiones); aparte de estas dotaciones, la Sociedad Estatal de Infraestructuras Agrarias tiene previstas inversiones por valor de 8 millones.

En el capítulo de infraestructuras, el Ministerio tiene asignado un montante 689 millones de euros y, además, las sociedades de aguas tienen previsto realizar inversiones por importe de 124 millones de euros.

En materia de agroalimentación, el PGE incluye unos créditos de 123 millones de euros para competitividad y calidad de la producción agraria, con medidas que cubren la prevención de problemas sanitarios en toda la cadena o la potenciación de la industria; la partida es similar a la de 2017.

De esta cifra, se dedicarán 49 millones a la calidad de las producciones y los mercados, 42 millones a la sanidad y 32 millones a la industria.

Para el medio marino y la pesca, el proyecto de PGE señala que el Ministerio dispondrá de 62 millones en 2018, lo que supone un ligero incremento respecto al año anterior (61,5 millones).

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here