La UCCL ha felicitado a la Administración de Castilla y León por su celeridad al realizar el anticipo del pago de la PAC 2021. Igualmente, esta Organización Agraria insta a la Consejería de Agricultura a que defienda el acuerdo de comunidad sobre la reforma de la PAC en la próxima conferencia sectorial que se celebrará el 21 de octubre, siendo agricultor activo una línea roja para esta organización.

La Unión de Campesinos de Castilla y León valora muy positivamente la agilidad con la que la Consejería de Agricultura y Ganadería de Castilla y León, ha procedido al pago del anticipo de las Ayudas Directas de la PAC, y a partir del día de ayer, los agricultores y ganaderos de la comunidad ya han empezado a recibir el dinero.

La cantidad anticipada de esta campaña pueden llegar a alcanzar el 70% del total de la ayuda del régimen de pago básico y del pago verde o también denominado “greening”, que son los pagos desacoplados de la producción. En la Comunidad de Castilla y León se ha procedido al pago de 605,46 millones de euros, que supone el 67,62% del importe total a transferir por estas ayudas.

Hay que tener en cuenta que el importante incremento de los costes de producción que se están viendo sometidos este año los agricultores y ganaderos, a consecuencia del aumento en el precio de los imputs básicos para el desarrollo de su actividad, como es el gasóleo, los fertilizantes, la electricidad, la maquinaría, hacen que este año, sea más necesario que nunca el anticipo de la PAC, para dotar de liquidez a las explotaciones y puedan hacer frente a este desmesurado incremento de costes.

Del mismo modo, la Unión de Campesinos de Castilla y León, UCCL, insta a la Consejería de Agricultura y Ganadería que defienda el próximo 21 de octubre en la conferencia sectorial, la posición de comunidad sobre la reforma de la PAC , y que para ser perceptor de las ayudas los beneficiarios al menos se deba cumplir dos de las tres exigencias para considerarse activos: estar dado de alta en la Seguridad Social Agraria, tener al menos un 25% de los ingresos agrarios con respecto a los totales, o tener un importe inferior a 1.250 €.