En una nota de prensa, la consejería ha recordado que el Proyecto Clamber cuenta con una inversión total de 20 millones de euros, financiados en un 80 por ciento con fondos FEDER, y que tiene como objetivo "lograr que Castilla-La Mancha se posicione en el mapa estratégico de la bioeconomía en Europa".

     Casero ha subrayado la importancia que el Gobierno regional concede a la innovación biotecnológica como factor de dinamización empresarial, que se ha manifestado en el hecho de que Castilla-La Mancha y Clamber han sido los copatrocinadores de Biospain permitiendo así que "Puertollano -y su biorefinería- se estén convirtiendo en protagonistas indiscutibles de este evento de índole internacional".

     La titular de Empleo y Economía ha explicado que Clamber consta de dos fases: la construcción de una biorefinería en la que desarrollar a nivel preindustrial los proyectos que se hagan en los laboratorios y la elaboración de proyectos de I+D en el seno de las empresas interesadas.

     "Para lograr la excelencia del proyecto, tal y como marcan las políticas europeas en el horizonte 2020, tenemos que seguir contando con la decidida implicación de la Universidad de Castilla-La Mancha para formar y cualificar a verdaderos profesionales capaces de liderar este proyecto", ha asegurado.

     A la inauguración de la feria también ha asistido el consejero de Sanidad y Asuntos Sociales, José Ignacio Echániz, y la ministra de Sanidad, Ana Mato.