La delegada de la Junta ha reivindicado la importancia de la ganadería desde el punto de vista económico, para fijar la población al territorio y otras cuestiones como prevenir incendios forestales.

     En Huéscar, más de 700 familias viven del sector de la ganadería", según la Junta, que apoya la cría de la raza segureña, la comercialización y la Indicación Geográfica Protegida "Cordero Segureño", una mención de calidad recientemente reconocida.