Cooperativas Agro-Alimentarias .- Según dichas previsiones las “perspectivas son buenas”, según el presidente de Cooperativas Agro-Alimentarias, Ángel Villafranca, “con una campaña ligeramente inferior a la anterior en torno a un 5,7%, estimando una producción en Castilla-La Mancha entorno a los 19,5 y 20 millones de hectólitros.

A nivel nacional se espera una producción entorno a los 39 millones de hectolitros” Por comarcas y de manera general se espera una reducción que puede alcanzar incluso el 15% en algunas de las comarcas más húmedas, siendo este porcentaje sensiblemente inferior en otras de mayor solana. La merma se debe principalmente a las secuelas de las heladas de años anteriores y a enfermedades criptogámicas, detectadas en algunas parcelas y zonas muy concretas. Así, Castilla-La Mancha continuará liderando la producción nacional de vino, cuya elaboración en los últimos seis años ha sido de 21,5 millones de hectólitros, es decir de un 52%.

Por Comunidades se prevé que caiga la producción en Galicia, La Rioja, Aragón, Extremadura y Andalucía, fundamentalmente, y se experimente un aumento en Valencia.

A nivel Europeo también se espera una caída de la producción, que puede alcanzar incluso el 30% en el caso de Alemania, por heladas primaverales, como dato más destacado, siendo positivo, según Villafranca, que “en ningún caso la producción europea superará los 170.000 millones de hectólitros, que es la cifra que históricamente al alcanzarla nos ha obligado a acudir irremediablemente a habilitar mecanismos de regulación de mercado. En definitiva, se estima una producción europea similar a años anteriores, de entre los 160.00 y 165.000 millones de hectolitros.