La titular de Agricultura ha defendido que los datos de la EPA responden “al espíritu emprendedor del sector” y a su capacidad para “aprovechar las oportunidades” e incorporar los últimos avances tecnológicos, “avances que este Gobierno está impulsando a través de la labor realizada en los centros del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de Andalucía (Ifapa)”.

Investigación oleícola

     Elena Víboras ha intervenido en el pleno parlamentario para responder una pregunta relativa a la labor, las principales líneas de investigación y los objetivos que persiguen con sus investigaciones en el ámbito oleícola los centros del Ifapa Venta del Llano (Mengíbar, Jaén) y Alameda del Obispo (Córdoba). Al respecto, ha comentado que en estas instalaciones se están desarrollando una decena de proyectos de investigación que cuentan con una inversión cercana a los tres millones de euros.

        La consejera ha recalcado en la Cámara que el Gobierno regional “apuesta firmemente por la investigación, la innovación y la transferencia tecnológica” porque “estamos convencidos de que es la mejor vía, y la más segura”, para que nuestro sector agroalimentario gane competitividad y crezca “de manera inteligente”.

Víboras ha recordado a los parlamentarios que a través del trabajo desarrollado en estos centros Ifapa “servimos al sector oleícola” con el objetivo de “lograr un aceite de excelencia, reconocido y valorado por lo que es, el mejor aceite del mundo”.

Actividad de los centros Ifapa

    Durante su discurso, la consejera se ha referido a diversas líneas de estudio que desarrollan los profesionales del Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera de Andalucía, y en concreto, a la almazara experimental con que contará el centro Venta del Llano, que incluirá los últimos avances en seguridad alimentaria e innovación.

    Entre los proyectos de investigación que lleva a cabo el instituto andaluz, Elena Víboras ha destacado una línea de trabajo centrada en la elaboración de aceite de oliva de alta calidad, otra que gira en torno a las cualidades organolépticas del aceite de oliva virgen, y una tercera vía de estudio sobre la relación del aceite de oliva con la salud.

    Asimismo, ha resaltado también la labor de los investigadores en relación a la mejora genética del olivo, que se concreta, por ejemplo, en trabajos dirigidos a la ampliación del Banco de Germoplasma Mundial del Olivo.