EFE.- Entre las medidas que se van a plantear por parte de la Confederación se encuentran la necesidad de la promulgación urgente de un decreto de sequía que posibilite, de manera inmediata, la realización de riegos de socorro para salvar el arbolado allí donde sea posible.

La Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) de la Región pedirá también que se contemple igualmente otra serie de medidas de carácter económico, tales como medidas fiscales relativas a la exención del pago del IBI o la reducción de módulos.

Por otro lado, se va a solicitar la puesta en marcha de medidas para la reposición de las plantaciones que se están perdiendo por esta sequía, fundamentalmente plantaciones de almendro.

Para el caso de la ganadería semiextensiva y la apicultura, afectadas por la carencia de pastos o de floración, se propone que se arbitren ayudas excepcionales destinadas a la compra de alimentación para los animales, mediante el establecimiento de préstamos oficiales blandos o subvencionados parcialmente en capital.

Igualmente se pedirá que se habiliten las aportaciones necesarias por parte de las Administraciones para poder aplicar, en la contratación del Seguro Agrario correspondiente a la próxima campaña, unas bonificaciones excepcionales para todas las producciones afectadas por esta sequía que faciliten esta suscripción.

Dentro de las actuaciones de carácter administrativo también se va a solicitar a la Administración regional que se establezcan los mecanismos oportunos para evitar posibles penalizaciones en la percepción de las diferentes ayudas al sector agrario.

Penalizaciones que pudieran derivarse directamente, según COAG, de la situación excepcional de sequía que se viene padeciendo en el actual ejercicio de manera que los agricultores puedan adaptar sus actuaciones a la realidad de esta situación de fuerza mayor.

Además, se va a solicitar como medidas de carácter preventivo que se inicien de inmediato las gestiones oportunas por parte de las Administraciones para la activación del Fondo Europeo de Solidaridad ante las graves consecuencias que las sequías tienen para determinadas cuestiones de interés público.