La Organización Mundial de la Salud (OMS) sí ha sido igualmente informada por la misma Comisión Nacional.

    "Contamos con seguir viendo un pequeño número de casos esporádicos", valoró el doctor Bernhard Schwartlander, representante de la OMS en China, que insistió en que "no hay pruebas de contagio sostenido entre humanos", aunque admitió que el H7N9 "en principio, conlleva un riesgo" de que llegue a hacerlo y cause una pandemia.

    El tercer caso reciente de contagio fue el de un niño de tres años de Dongguan (provincia de Cantón, sureste), que está estable y mejorando, sin haber llegado a desarrollar fiebre, y espera ser dado de alta pronto, mientras 63 personas que estuvieron en contacto con el niño están bajo cuarentena de una semana.

138 casos en toda China, con 45 muertes


    Hasta la fecha China ha confirmado 138 contagios de gripe aviar H7N9 en humanos, mortales en 45 de los casos.

    Ben Cowling, profesor de Medicina en la Universidad de Hong Kong, dijo que aún es pronto para saber si el virus hará saltar las alarmas como el invierno pasado, aunque predijo en el periódico médico "The Lancet" que el H7N9 podría seguir el patrón de la gripe aviar H5N1 y causar una epidemia este invierno.

    Con todo, no se han detectado mutaciones por el momento que hagan posible su contagio entre humanos.

    La semana pasada un grupo de científicos chinos anunció su éxito en el desarrollo de una vacuna experimental contra el H7N9.

    La vacuna, que podría comercializarse en seis meses, es fruto del trabajo conjunto del Hospital Afiliado Número Uno de la Escuela de Medicina de la Universidad de Zhejiang (la provincia más afectada, al este del país), la Universidad de Hong Kong y el Centro Chino para el Control y la Prevención de Enfermedades Contagiosas.

    Además participaron en el hallazgo el Instituto Nacional de Control de los Alimentos y los Medicamentos y la Academia China de Ciencias Médicas.

    Por ahora dos farmacéuticas chinas se han mostrado interesadas en producir la vacuna: la firma Biofarmacéutica Zhejiang Tianyuan, de Hangzhou, y el Instituto de Productos Biológicos, de Pekín.

Creen que cepa H7N9 tiene probabilidades de ser transmitida a los humanos


    Aunque algunos expertos dudan de la eficacia de la vacuna, ya que el H7N9 está evolucionando y extendiéndose más rápido que ninguna otra cepa conocida de la gripe aviar, sus creadores mantienen que su vacuna al menos "es capaz de enfrentarse a las cepas actuales del virus, incluso aunque ha seguido cambiando" desde que la comenzaron.

    Entretanto, otros investigadores están trabajando también en encontrar una vacuna para el virus en Estados Unidos, Canadá y Taiwán.

     La nueva cepa H7N9 se considera actualmente el virus aviar que más probabilidades tiene de acabar siendo transmisible entre humanos.

     Esa es la conclusión que alcanzaron en julio 14 expertos de China y de la OMS que investigaron la incidencia del virus en las áreas afectadas, donde la cepa fue capaz de provocar más contagios en humanos en un corto período de tiempo que cualquier otro tipo de virus aviar.