Según Higuera, la ministra le ha trasladado que el Departamento está haciendo "todo lo posible" para solucionar dicho embargo ruso pero ha reconocido que se trata principalmente de un asunto político cuya solución "se escapa de nuestras fronteras".

      El cierre de las plantas de purines o diversos asuntos de sanidad animal han estado asimismo sobre la mesa en un encuentro que el director de Anprogapor ha calificado de "bastante cordial".